Regala experiencias con consciencia.

Por Horsense Spain

Eres de los que estos dias anda buscando regalos para salir del paso o eres de los que prefieres regalar experiencias conscientes?

Yo estoy haciendo la transición hacia lo segundo, en este camino hacia la coherencia me planteo en primer lugar si es necesario regalar en estas fechas. Supongo que alguien lo inventó en su día y allá que todos vamos detras, no estoy juzgando a nadie, de hecho me encanta regalar pero sin necesidad de que sea una fecha señalada o que me lo imponga el calendario.

A continuación y si ya has decidido que quieres hacer un regalo a alguien querido te sugiero que te pongas en el lugar de esa persona 

quizás el regalo más preciado es una sonrisa, una conversación, compartir tiempo, o practicar la escucha tomando una taza de té, porque…A veces vamos tan rápido que se nos olvida lo esencial.

Eso es lo que he aprendido de mi relación con los caballos a valorar y disfrutar lo simple. Te pongo un ejemplo:

En este momento que vivo lejos de mis hijos cuando tenemos la oportunidad nos permitimos pasar tiempo entre caballos sin expectativas, quizás paseando con ellos, observándolos en la pista, a veces ellos montan y yo voy a pie a su lado. En ese contexto surgen las mejores conversaciones, los silencios más nutritivos y la armonía es perfecta. Disfrutar esa experiencia conscientemente es el regalo más preciado que en este momento puedo hacerme y pueden regalarme. Estoy deseando que llegue la próxima oportunidad. Quizás ahora en vacaciones de Navidad? quizás….porque también he aprendido a que estos momentos dorados llegan cuando vives sin expectativas, así la sorpresa es mayor.

Te invito a que en estas fechas te preguntes

qué es lo que realmente me gustaría recibir

qué es lo que los demás necesitan de mi?

me dejo llevar por el consumismo o decido qué y cuándo regalo?

qué experiencias me encantaría compartir con otros ?

Mis mejores deseos para estas fiestas, confío en que te permitas regalos inesperados y los disfrutes conscientemente.

¡Gracias por leer!